En Neowater partimos de un principio básico, en el caso de productos relacionados con la salud el consumidor debe estudiar y decidir a la hora de comprar basándose en información científica y contrastada. Antes de comprar cualquier producto o servicio conviene estudiar bien las opciones y que características del producto son importantes para el cuidado de mi salud.

En esta línea, Neowater te ofrece en esta web toda la información que creemos debes saber antes de decidirte por la compra de un equipo de filtración de agua. Hemos estudiado e investigado durante años para poder ofrecerte la información mas veraz y concreta posible sobre el agua y tu salud. Queremos que valores el agua como pieza fundamental de tu dieta y de una vida saludable, que sepas que es realmente el agua y para lo que la usa tu cuerpo y no te dejes llevar por los cantos de sirena de las empresas interesadas en venderte un producto superior o de lujo. El agua es vida, y es solo agua. Que no quieran venderte un litro del agua de aquel glacial que ha estado intacto por 3.500 años a precio de litro de gasolina.

A la hora de elegir entre un producto u otro, también es de vital importancia informarte bien de los distintos tipos de equipos y las diferencias entre unos y otros. Te contaremos a través de nuestra guía de compra como aprender a leer las ofertas de productos que hay en el mercado.

Los equipos de filtración, se consideran un producto de salud porque están filtrando el agua que posteriormente consumiremos. No se trata entonces de ir a comprar un destornillador o un ventilador, en los que los materiales son importantes de cara al tiempo que queremos que nos dure el producto pero la función que cumplen no es distinta según el precio que paguemos por ellos.

Por ejemplo, si queremos comprar un ventilador, seguramente empezaremos eligiendo por precio. Si nos ponemos a pensar, ¿que le podemos pedir a un ventilador?, todos pensaremos en la misma respuesta, que no den aire. Por tanto, lo que buscaremos en primer lugar es que la calidad del producto sea lo mas adecuada posible al precio, es decir, que no se nos rompa la botonera de cambio de velocidad a los dos días, que las aspas no se tuerzan con el uso, que no se estropee el motor que hacer que giren las aspas o el ventilador en ambos lados, etc. Si buscamos un poco más de información, consultaremos la seguridad eléctrica que tiene y donde ha sido fabricado como garantía de que no ocasione un cortocircuito en casa y genere un incendio. En fin, una decisión de compra relativamente sencilla, que no afecta a mi salud sino a mi confort, pasar más o menos calor. Sin embargo, a la hora de elegir un sistema de filtración de agua, la información que debemos pedir al vendedor debe ser mucho más profunda. Se trata de un equipo que filtra el agua que consumimos. Si los filtros no están hechos con materiales aptos para estar en contacto con alimentos o agua podemos estar ingiriendo elementos tóxicos que estén migrando al agua durante el proceso de filtrado. Del mismo modo, si los equipos no han pasado por las correspondientes pruebas de laboratorio que certifiquen que el equipo esta preparado para filtrar lo que dice filtrar del agua, podemos estar bebiendo agua de un equipo que no la esta filtrando bien. Por todo ello, debemos tener muy claro las características del equipo que estamos comprando. En el siguiente enlace puedes encontrar más información que te ayudará a identificar los diferentes equipos.

¿CÓMO ELEGIR TU EQUIPO DEPURADOR DE AGUA?

1. ¿QUÉ ES UN EQUIPO DE ÓSMOSIS INVERSA Y PARA QUE SIRVE?

El proceso de la ósmosis inversa utiliza una membrana semipermeable para separar y para quitar los sólidos disueltos, los orgánicos, los pirogenicos, la materia coloidal, submicroorganismos, virus, y bacterias del agua.

El proceso se llama ósmosis "inversa" puesto que requiere la presión para forzar el agua pura a través de una membrana, saliendo; las impurezas detrás. La ósmosis inversa es capaz de quitar 95%-99% de los sólidos disueltos totales (TDS) y el 99% de todas las bacterias, así proporcionando un agua segura, pura.

La ósmosis inversa es un procedimiento que garantiza el tratamiento físico, químico y bacteriológico del agua. Funciona mediante membranas de poliamida semipermeables, enrolladas en espiral, que actúan de filtro, reteniendo y eliminando la mayor parte de las sales disueltas al tiempo que impiden el paso de las bacterias y los virus, obteniéndose un agua pura y esterilizada.

Aguas con un elevado contenido de sales como, sodio, calcio, boro, hierro, cloruros, sulfatos, nitratos y bicarbonatos pueden ser tratados con la ósmosis inversa hasta alcanzar los límites considerados como agua aceptable para su utilización.

2. ¿QUÉ NECESITO SABER ANTES DE INSTALAR UN EQUIPO DE ÓSMOSIS EN CASA?

En primer lugar debe conocer la calidad del agua que recibe en su casa. El agua es un “ser vivo”, sus condiciones cambian cada minuto según por donde circule, de donde provenga o el recipiente que la contenga. Su vecino de dos calles más arriba puede no estar recibiendo la misma calidad de agua que usted, por eso se hace necesario diagnosticar si la calidad del agua que recibe en su casa es aceptable para que el equipo de ósmosis la trate. Quizás el agua contenga altas concentraciones de hierro, una alta dureza o simplemente demasiada tierra.

Puede realizar un análisis básico del agua en un laboratorio, el coste de este tipo de análisis no suele ser muy elevado. También existen empresas especializadas que realizan análisis gratuitos.

Un análisis básico debe medir los siguientes parámetros: Olor, sabor, cloro libre total, conductividad, dureza cálcica, hierro, PH y temperatura.

En casos particulares se debe consultar con un especialista en tratamiento de agua por si existen circunstancias especiales en el suministro de agua y hay que añadir al análisis básico la medición de otros parámetros más específicos.

3. ¿QUÉ CARACTERÍSTICAS DEBE REUNIR UN EQUIPO DE ÓSMOSIS INVERSA DOMÉSTICO?

Existen principalmente cuatro tipos de equipos en el mercado.

  • Modelos más básicos que se distinguen porque se ven los tres filtros colgados sobre una estructura de metal y por encima la membrana y la post-filtración;
  • Modelos compactos con tanque incorporado que integran en una especie de torre de ordenador todo el sistema de tratamiento; como nuestro modelo NERO.
  • Compactos con tanque independiente, como nuestro modelo Cleone.
  • Modelos más modernos, llamados de flujo directo que no incluyen tanque de almacenamiento. Esto se debe a que su capacidad de filtración es mayor y son capaces de suministrar agua de manera inmediata. Como nuestro modelo Neptunus.

Cada uno de estos tipos tiene sus ventajas y desventajas. Los modelos más modernos suelen tener unas prestaciones que no incorporan los más básicos.

En cualquier caso el volumen de los filtros es muy importante, mientras más compactos menor capacidad de filtración y mayor frecuencia en su reemplazo.

Por otro lado, todo equipo de ósmosis inversa suele incluir un grifo dispensador para situarlo al lado del fregadero y un tanque de almacenamiento, normalmente de 10 litros de capacidad. En los compactos el tanque se encuentra incorporado en el equipo por lo que su capacidad suele ser de unos 6 litros aproximadamente. En los equipos con ausencia de tanque, al poseer una mayor capacidad de filtración, el equipo envía directamente el agua hacia el grifo sin necesidad de una etapa intermedia de almacenamiento.

El proceso de ósmosis inversa se consigue gracias a que el agua es empujada a través de la membrana semipermeable a una alta presión. Por este hecho algunos equipos incorporan una bomba para garantizar la máxima calidad del agua y lograr que este proceso sea lo más eficiente posible.

4. ¿CUÁNTAS ETAPAS DE FILTRACIÓN DEBE TENER UN EQUIPO DE ÓSMOSIS INVERSA DOMESTICO?

Normalmente un equipo de ósmosis inversa doméstico esta compuesto por tres fases de tratamiento: una primera fase llamada prefiltración, una segunda fase que contiene la membrana semipermeable y una tercera fase de postratamiento.

El agua en el norte y en el sur de España son distintas, y a su vez todas estas agua son diferentes al agua de Canarias, obtenida en su mayor parte por desalación.

Según la calidad del agua que usted recibe en su casa, las fases primera y tercera deberán variar.

5. ¿EL EQUIPO PODRÁ FILTRAR Y MEJORAR EL AGUA QUE ME LLEGA A CASA?

La tecnología de Ósmosis Inversa es ya utilizada en muchísimos procesos industriales, entre ellos la de elaboración de refrescos y agua embotellada.

Es una tecnología que le permitirá obtener un agua similar a la que consume actualmente pero con la comodidad de no tener que cargas más garrafas ni gastar más en agua embotellada. La gran novedad conseguida en este ámbito es la de reducir este proceso industrial a un espacio mínimo debajo del fregadero.

Lo primero que debe tener en cuenta es que es necesario analizar la calidad del agua que recibe en su casa y en base a ello determinar que proceso debe utilizar apara conseguir la máxima calidad de agua.

Tras la interpretación del análisis usted vera la calidad del agua que esta recibiendo en su vivienda. Lo que usted debe tener claro que un equipo de ósmosis doméstica es un electrodoméstico más y por ello por ejemplo se puede ver afectada por la cal u otros elementos. Si por ejemplo detecta un alto contenido en sales cálcicas en su agua, primero tendrá que solucionar este problema mediante la instalación de un descalcificador porque si instala un equipo de ósmosis inversa sin tratar previamente este problema este exceso de cal en el agua afectará a sus instalaciones y electrodomésticos así como a su equipo de ósmosis.

6. ¿QUE NECESITO PARA PODER INSTALARLO?

En caso de que la calidad del agua que recibe en su casa sea la adecuada para instalar un equipo de Ósmosis Doméstica, la instalación la podrá realizar usted mismo si es una persona hábil en fontanería básica. Normalmente con las instrucciones que vienen en cada equipo es suficiente para conseguir una instalación correcta. En cuanto al espacio necesario 50 cm2 debajo del fregadero son suficientes para situar el equipo.

Deberá contar también con una toma de agua bacteriológicamente potable, un desagüe y una toma estable de corriente 220 V en caso de que el equipo tenga bomba.

Si lo suyo no es la fontanería, compruebe en la empresa o tienda en la que adquirió el equipo si tienen un servicio de instalación. Es recomendable que el equipo se instale por personal acreditado ya que le darán una garantía sobre la instalación realizada y validarán la dada por el fabricante.

7. ¿DEBO INSTALAR UN EQUIPO CON BOMBA O SIN BOMBA?

La instalación de un equipo con o sin bomba depende en primer lugar de la presión de agua que tenga en su casa. En las características técnicas del equipo podrá ver la presión mínima y máxima a la que debe trabajar el equipo.

Por otro lado, el proceso de ósmosis inversa se consigue gracias a que el agua es empujada a través de la membrana semipermeable a una alta presión. Un equipo con bomba mantendrá una presión estable y alta contra la membrana por lo que se garantiza una máxima calidad del agua y que el proceso sea lo más eficiente posible en cuanto al aprovechamiento de la misma.

Si bien existen equipos que no incluyen bomba de alta presión porque la presión de la red suele ser adecuada, no se puede garantizar que esta presión de la red sea siempre constante por lo que las bajadas y subidas de presión pueden hacer que le proceso de filtrado no sea de la máxima calidad.

Sobre el consumo eléctrico de la bomba, el equipo solo consume electricidad durante el proceso de filtrado hasta que el depósito alcanza el nivel máximo, en este momento, el equipo queda a la espera de que es depósito se vacie para volver a iniciar el proceso de filtrado.

El consumo de electricidad de la bomba (menor al de un bombillo de baja potencia), hace que merezca la pena que el equipo de ósmosis incluya una bomba para obtener un agua de máxima calidad y aprovechar al máximo el uso de agua en el proceso.

8. ¿QUÉ GARANTÍAS DEBO EXIGIRLE AL FABRICANTE DEL EQUIPO?

Debe tener en cuenta que un equipo de Ósmosis Inversa Doméstico no es como cualquier otro electrodoméstico en cuanto que esta tratando el agua que usted y su familia esta consumiendo a diario. En este tipo de equipos no solo se debe exigir le marcado CE y otras certificaciones eléctricas sino también debe incluir todas las certificaciones referentes a materiales aptos para uso alimentario. Todos sabemos la diferencia entre una camisa 100% algodón y otra en la que el algodón se ha mezclado con otros componentes, en algunos casos desconocidos. En la fabricación de filtros y membranas, esto también ocurre. Algunas marcas mezclan materiales en la fabricación de estos filtros o membranas o utilizan materiales no certificados. Esto no solo puede crear el problema de que estos materiales no estén eliminando del agua lo que esta contiene sino que si son materiales no aptos para el consumo alimentario pueden estar añadiendo sustancias extrañas al agua.

A nivel internacional existen Certificaciones como la NSF, WQA (Water Quality Associattion) o laboratorios independientes que garantizan que los materiales utilizados en la construcción de estos equipos son los adecuados y que los mismos realmente eliminan del agua lo que deben eliminar. Solicite certificaciones del equipo por el que se decida, gastará un poco más de tiempo y quizás invierta en un equipo con un precio más elevado, pero estará garantizando la calidad del agua que esta bebiendo usted y su familia.

9. ¿EL EQUIPO NECESITA ALGÚN MANTENIMIENTO? ¿CUÁNTO ME COSTARÁ?

A diferencia de la instalación es recomendable que el mantenimiento de los sistemas de tratamiento de agua que instale en su casa lo realice personal cualificado. El personal le recomendará la frecuencia y el procedimiento de mantenimiento que se debe hacer al equipo de acuerdo a las especificaciones del fabricante. Esto no solo alargará la vida de sus equipos sino que también mantendrá la garantía del fabricante.

Según el tipo de equipo, el mantenimiento dependerá, las visitas una vez al año con un cambio de filtros completo es en general lo más adecuado para mantener en perfecto estado nuestro equipo. Sin embargo siempre debe exigir un protocolo de desinfección de todo el equipo en cada mantenimiento al igual que unos controles básicos de la calidad del agua.

Es muy importante que el personal que le realice el servicio de mantenimiento cuente como mínimo con la acreditación para manipulación de alimentos.

El coste del servicio mantenimiento suele incluir el desplazamiento del técnico y los cambios de filtros y puede variar dependiendo el tipo de equipo y la frecuencia del servicio necesario. La membrana se sustituye con menos frecuencia, cada 2 ó 3 años, dependiendo de si se sustituyen los filtros en tiempo, la calidad del agua de entrada y el uso que se de al equipo.

10. ¿POR CADA LITRO DE AGUA QUE PRODUCE EL EQUIPO SE RECHAZAN HACIA EL DESAGÜE OTRA CANTIDAD?

Efectivamente, el proceso de ósmosis inversa consiste básicamente en impulsar un cierto volumen de agua contra una membrana semipermeable. Por ella pasará solo el agua con el contenido justo en minerales y el agua que contiene el cloro, los sedimentos y el exceso en minerales suele enviarse al desagüe como desecho. El equipo solo realiza el procedimiento de filtrado hasta que el depósito alcance el nivel adecuado o cerremos el grifo (en caso de los equipos de flujo directo). Durante el resto del tiempo, el equipo se encuentra parado a la espera de entrar en servicio.

La proporción normal de agua que debe desechar un equipo por cada litro que produce es un 2 litros. Es decir de cada 3 litros de agua que se tratan en el equipo, solo 1 es agua de alta calidad. Sin embargo, existen equipos en el mercado, denominados de flujo directo, que han alcanzado la máxima eficiencia en la producción de agua logrando producir 1 litro de agua de alta calidad por cada litro rechazado.

Pero no se asuste, si usted traduce esta cantidad a euros, por cada 1.000 Litros de agua que usted compra a la empresa suministradora de agua, al hacerlas pasar por el equipo de ósmosis, obtendrá 500 Litros de agua (en los equipos de flujo directo) de calidad embotellada. Esto significa que usted esta pagando con unos 3 euros (precio de 1.000 litros de agua), lo que compraría en el mercado por unos 80 o 100 (considerando el precio del litro de agua a 20 céntimos de euro).

Estará ahorrando mucho dinero y además ganará en calidad de vida.